El relanzamiento de la “Operación David” para derrocar la Revolución Bolivariana

06/03/2020
  • Español
  • English
  • Français
  • Deutsch
  • Português
  • Opinión
-A +A

Nuevamente, nos vemos obligados por las circunstancias, a comparecer ante la opinión pública, nacional e internacional, para lanzar una necesaria advertencia sobre lo que se tiene planificado de cara al 10 de marzo de 2020, fecha indicada por el pretendido “presidente autoproclamado e interino” como un nuevo punto de inflexión contra la República Bolivariana de Venezuela, en coordinación con actores políticos e instancias internacionales.

 

Las acciones a planificar y ejecutar no serían solamente durante la actividad de calle convocada por Guaidó el 10 de marzo, sino que algunas de ellas pudieran ocurrir los días previos, o incluso días después.

 

Algunos colaboradores e informantes de las calles con los que afortunadamente contamos, nos pasan información fresca, y nos generan alertas tempranas que es lo que a través de estas líneas transmitir y advertir, tanto al Gobierno Bolivariano como a nuestro pueblo.

 

De ahí que no es fortuita la renovación de la Orden Ejecutiva que nos declara como una amenaza inusual y extraordinaria a la Seguridad Nacional de EEUU por parte del presidente de ese país, Donald Trump. Eso es parte del plan que se ejecuta contra Venezuela y que coordino Guaidó en su reciente gira donde recaló, entre los países que visitó, en ese.

 

Pues bien, la información es que los sectores de la extrema derecha venezolana están hablando de reactivar la denominada “Operación David”. Esta Operación ha tenido varias expresiones y etapas, pero esta se basó, en una primera instancia, en el ataque por parte de militares disidentes al gobierno de Nicolás Maduro y fuerzas mercenarias o paramilitares, del Fuerte Paramacay, el 6 de agosto de 2017, luego de la realización de las elecciones para elegir a los y a las integrantes a la Asamblea Nacional Constituyente.

 

También cabe destacar que el 27 de junio de 2017, el terrorista Oscar Pérez fue partícipe de esa denominada Operación, cuando ametralló la sede del Ministerio del Poder Popular para las Relaciones Interiores, Justicia y Paz, y la sede del Tribunal Supremo de Justicia, donde fueron lanzadas dos granadas en el preescolar ubicado muy cerca de las instalaciones de la máxima corte del país y que sirve a los trabajadores de la misma. Afortunadamente dichos artificios explosivos no estallaron ni por ese evento se generaron víctimas fatales.

 

Importante es de destacar que Oscar Pérez resultó abatido él y su grupo terrorista, por la resistencia que tuvieron contra las fuerzas especiales de la GNB, PNB y varios cuerpos policiales y militares en la denominada “Operación Gedeón”, que pretendía su captura, pero éstos Pérez y su grupo atacaron a estas fuerzas, para martirizarse ante la opinión pública nacional e internacional.

 

Las últimas expresiones de esta denominada “Operación David”, que en ocasiones ha sido renombrada (Oscar Pérez en su momento la denominó “Operación Génesis”, en otros momentos se ha denominado “Operación Arquímedes”) fueron las ocurridas en la Autopista Francisco Fajardo a la altura de la Carlota, el 30 de abril de 2019, y con la denominación de “Operación Aurora” que fue el ataque a puestos militares y policiales en Luepa, San Francisco de Yuruaní y Santa Elena de Uairén, en el municipio Gran Sabana en el sur del estado Bolívar y fronterizo con Guyana y Brasil.

 

Pero es importante también recordar, y esto a través de un impecable trabajo realizado por la periodista Madelein García del canal multiestatal Telesur, realizado en agosto de 2017, con posterioridad a los eventos acaecidos en Naguanagua que ya señalamos párrafos más arriba, de cómo el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN) neutralizó un plan de asalto al Palacio de Miraflores, sede de la Presidencia de la República Bolivariana de Venezuela. El plan sería ejecutado en cuatro fases.

 

Lo interesante de la investigación de García es que de acuerdo a las informaciones que obtuvo de los cuerpos de inteligencia, se precisó la existencia de una “ruta” marcada con unas estrellas de David, símbolo por excelencia del judaísmo y que las mismas conducían hacia el Palacio de Gobierno.

 

La mayor cantidad de esas estrellas fue detectada en las avenidas San Martín y Baralt, ambas cercanas a la oficina presidencial.

 

Los investigadores en aquella oportunidad establecieron la hipótesis de que cada uno de estos símbolos podría responder a la posición de cada terrorista que actuaría en la operación. También podría señalar depósitos de armamentos durante la maniobra, ya que las señales fueron colocadas en cajones metálicos de servicio eléctrico (casualidad).

 

También se indicó en aquella oportunidad, y lo difundió el canal RT, que fueron detectadas otro tipo de marcas, "específicamente ubicadas en la avenida Baralt y en zonas muy próximas a Miraflores y al TSJ".

 

Se trata de unos diamantes, dibujados con pintura blanca y que, en opinión de la fuente, sugieren una señal "para la ubicación y la acción de mercenarios muy bien entrenados, que serían los encargados de las operaciones de asalto a esas dos instalaciones".

 

Los diamantes fueron marcados en menor cantidad que las estrellas de David.

 

Precisó además que los funcionarios del SEBIN "no ubicaron esas marcas (estrellas de David y diamantes) en ningún otro estado de Venezuela", por lo que se fortalece la tesis de la planificación de "operaciones paramilitares contra la sede del poder Ejecutivo", asentado en Caracas, la capital del país.

 

Pero nuestros informantes si ubicaron estrellas de David, por lo menos muy cerca de la Oficina de Corpoelec de Alta Vista, en la ciudad de Puerto Ordaz, estado Bolívar.

 

Como recordatorio, mencionemos las cuatro fases de la Operación David señaladas por Madelein García en su investigación de hace tres años:

 

1.- La primera fase fue la del ataque aéreo, ejecutada por Oscar Pérez el 27 de junio de 2017 ya comentada párrafos más arriba.

 

2.- La segunda, la del asalto paramilitar terrestre al Fuerte Paramacay liderada por el capitán Juan Carlos Caguaripano, también comentado párrafos más arriba.

 

3.- La tercera fase suponía el rescate de Raúl Isaías Baduel, exministro de Defensa condenado a casi ocho años de prisión por cargos de abuso de poder y corrupción. En la fase de rescate a Baduel varios de los involucrados aparecen relacionados con el dirigente opositor Leopoldo López, condenado a prisión por los hechos violentos del año 2014. Esta fase fue frustrada por la diligente actividad de los cuerpos de seguridad e inteligencia.

 

4.- La cuarta fase, la del asalto mercenario y paramilitar al Palacio de Miraflores.

 

No son nuevos los hallazgos de simbología hebrea en la capital de Venezuela. El 5 julio de 2017, RT publicó una nota relacionada con la aparición de "misteriosas letras" en los actos terroristas (guarimbas) que protagonizó el antichavismo. Específicamente esas letras aparecieron en el Distribuidor Santa Fé, en la autopista que conduce hacia Prados del Este, municipio Baruta del estado bolivariano de Miranda.

 

Aquellas letras eran similares a las detectadas en conflictos políticos de países como Siria, Túnez y Libia y que "marcaron la presencia de agentes extranjeros" en esos territorios, aseguraron en esa ocasión los investigadores.

 

A todas estas informaciones, cabe destacar la incautación de un armamento pesado proveniente de Colombia, en el estado Carabobo, en el Aeropuerto Internacional Arturo Michelena de la ciudad de Valencia. De acuerdo a la información suministrada por la REDI Central y la Guardia Nacional Bolivariana en dicha entidad federal, se incautó en un vuelo procedente de Bogotá cargadores de fusil AK 47, culatas de fusil AK 47 y cartuchos. También se estimaba que parte del armamento podría provenir de Miami (EEUU), golpeando duramente las intenciones terroristas de mafias imperiales con esta incautación de piezas de armas de guerra.

 

Pero también y nuevamente debemos advertirlo, las recientes fallas en el sistema eléctrico nacional, tratando de reeditar los eventos suscitados el 7 de marzo, 22 de julio y 20 de septiembre de 2019, éstos entendidos como los de mayor envergadura a nivel nacional en el sistema eléctrico nacional recientemente. No puede descartarse que, producto de las vulnerabilidades en el SEN en estos instantes, producto, y autocríticamente debemos reconocerlo, de desinversiones, de descuidos, en algunos casos de negligencia y malos manejos en el Sistema Eléctrico Nacional, y también al bloqueo del país. Grupos y fuerzas de operaciones especiales de gobiernos de países enemigos de Venezuela puedan nuevamente sabotear el Sistema Eléctrico Nacional, haciendo que el fenómeno de los apagones no sólo sea reiterado y prolongado, sino que además su restitución sea mucho más tardía, lo cual constituye una verdadera amenaza que no puede ser descartado en el marco de la actual coyuntura.

 

Ahora bien, nuestros informantes nos han advertido no sólo la reaparición de estos símbolos, sino la entrega de panfletos de cara al inicio de este nuevo punto de inflexión contra la Revolución Bolivariana, y como parte de la reactivación de este plan terrorista.

 

Acá adjuntamos en esta nota, parte de los panfletos encontrados por nuestros camaradas y compatriotas.

 

 

panfleto_venezuela.jpg

 

Nos permitimos copiar textualmente lo expresado en los referidos panfletos:

 

10 de marzo todos A LA CALLE. A retomar la protesta. A unificar todas las Luchas. A respaldar y aprobar el Pliego Nacional de Conflicto. A defender a tu familia y a tu país. No te la cales: fuera Maduro y elecciones Presidenciales libres”.

 

“Venezuela se une y exige el cumplimiento del Pliego Nacional de Conflicto: Renovación y legitimación de Poderes. Liberación de presos políticos. Nuevo CN. Elecciones presidenciales y parlamentarias libres. Mejores servicios públicos. Pensiones justas para la tercera edad. Contamos con el respaldo del mundo, ahora asumamos como pueblo nuestro deber y responsabilidad por Venezuela. HASTA LOGRARLO”.

 

Así están planteadas las cosas de cara a esa fecha.

 

-Juan Martorano es abogado y activista por los Derechos Humanos, militante revolucionario y de la Red Nacional de Tuiter@s Socialistas

http://juanmartorano.blogspot.com

http://juanmartorano.wordpress.com

jmartoranoster@gmail.com

@juanmartorano

 

 

 

https://www.alainet.org/es/articulo/205107
Donaciones

Clasificado en

Clasificado en: 

Suscribirse a America Latina en Movimiento - RSS