• Español
  • English
  • Français
  • Deutsch
  • Português

¡Vaya a “mandar a su casa”!, señora Embajadora

Opinión
14/12/2018
jean_manes_eeuu.jpg
Jean Manes, embajadora de EEUU en El Salvador
Foto: elcaribe.com.do
-A +A

Después de entrometerse en la elección del Fiscal General, la embajadora de Estados Unidos, Jean Manes, ahora interfiere en la concesión del Puerto de La Unión. Tras meterse en asuntos de la Asamblea Legislativa, la funcionaria norteamericana interviene en competencias del Ejecutivo.

 

Los propósitos de la Embajadora son claros: en la elección del Fiscal, que sea reelecto el actual Fiscal Douglas Meléndez, a quien considera “valiente” y hasta recomendó declararlo “héroe nacional”; y en la concesión del Puerto, evitar que alguna empresa china gane en la licitación y obtenga la concesión. ¡Vaya a “mandar a su casa”!, señora Embajadora. Ya basta de intromisiones e injerencias; ¡respete la soberanía y la autodeterminación del país!

 

En un comunicado, la Embajada estadounidense exige a la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma (CEPA) “abstenerse de lanzar la licitación en este momento”, y pide a dicha instancia “cumplir con los estudios recomendados por instituciones financieras internacionales y desarrollar una visión clara para las potenciales actividades económicas en el Puerto”.

 

La Embajada dice tener “serias preocupaciones por la ausencia de una estrategia clara y la falta de transparencia en una licitación tan compleja”.

 

¿Y cuándo le ha preocupado la transparencia a la Embajada gringa? ¿Le preocupó la falta de transparencia con que los gobiernos de ARENA privatizaron la banca, pensiones telefonía, distribución eléctrica…? ¿Le preocupó la falta de transparencia con que se aprobó la dolarización, los tratados de libre comercio y una veintena de leyes que promueven la elusión tributaria? ¿Le preocupó la falta de transparencia con que los gobiernos de Cristiani, Calderón Sol, Flores y Saca administraron los fondos públicos?

 

Pues, ¡no le preocupó! A la Embajada “le preocupa la transparencia” ahora que algunas cosas no se hacen exactamente como ella quiera y ahora que mira amenazados intereses geopolíticos estratégicos del decadente imperialismo estadounidense. Por tanto, la reprobable actitud y postura de la Embajadora no sólo es injerencista, sino también es hipócrita.

 

Esta hipocresía se expresa también en la injerencia sobre la elección del Fiscal. La Embajadora apoya la reelección del Fiscal Meléndez para “seguir combatiendo la corrupción”.

 

¿De qué habla la señora Manes, si más bien el Fiscal ha dejado impune la corrupción? ¿Qué nos dice la diplomática gringa del manoseo fiscal en el Caso Saca, de la impunidad del Caso Flores y la falta de acción fiscal en el Caso FECEPE, en la veintena de denuncias presentadas por organizaciones sociales y en las 150 demandas promovidas por la Secretaría de Transparencia? ¿Eso es combatir la corrupción?

 

Así que, mejor vaya a “mandar a su casa”, ¡señora Embajadora!, en vez de interferir en los asuntos internos de nuestro país.

 

Asociación de Radios y Programas Participativos de El Salvador (ARPAS)

 

https://www.alainet.org/es/articulo/197156

Donaciones

Clasificado en

Clasificado en: